UATAE: la crisis del crecimiento autónomo continuará en 2018

UATAE: la crisis del crecimiento autónomo continuará en 2018

2017 ha registrado el menor crecimiento en los últimos cuatro años

El trabajo por cuenta propia ha llegado en 2017 a su menor índice de crecimiento en los últimos cuatro años, según los datos del último año publicado por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social. Así al menos lo afirma la organización de autónomos UATAE. En España el número de autónomos ha crecido en 2017 tan solo en 10.468 autónomos, un 0,33% en relación al año anterior. Y, según UATAE, no parece que la situación mejorará este año.

Estas cifras “llaman más la atención” si se hace un recorrido de los últimos cuatro años: en 2014, año en el que comenzó la recuperación de las variables macroeconómicas, el número de autónomos creció en 75.466 (2,5%), en 2015 en 42.193 (1,35%); y en 2016 en 26.211 (0,83%). También es llamativo si se compara con el crecimiento del trabajo asalariado, que ha aumentado un 4,11%, doce veces más que los trabajadores autónomos.

Por otro lado, la rotación en el trabajo autónomo se ha incrementado en 2017. Mientras que en 2016 hacían falta 21 altas para consolidar un trabajo autónomo, en 2017 han sido necesarias 26 altas. Por tanto, cada vez son necesarias más afiliaciones para consolidar un empleo autónomo, aumentando el índice de rotación y produciendo mayor precariedad en el trabajo por cuenta propia.

Malas previsiones de crecimiento para 2018

La previsión de UATAE para el año 2018 no es esperanzadora para el crecimiento del trabajo autónomo. Existen varios factores que hacen que la entidad no sea optimista en relación al crecimiento de los autónomos a lo largo de 2018.

Entre estos factores, UATAE destaca la evolución decreciente de los incrementos del trabajo autónomo desde la recuperación de las variables macroeconómicas en España (75.000 autónomos más en 2014; 42.000 en 2015; 26.000 en 2016; y 10.500 en 2017) y las incertidumbres tanto sectoriales como territoriales.

En este sentido, recuerdan la pérdida de 13.000 autónomos en el sector comercio en 2017, sector que concentra al 25% de todos los autónomos de España, “lo que apunta a una crisis de los pequeños, tanto por menor consumo como por un reparto de la tarta más favorable a las ventas en grandes superficies y la venta online“. Otro de los factores que citan es la situación en Cataluña.

La secretaria general de UATAE, María José Landaburu, ha manifestado que quieren confiar “en que habrá un incremento del trabajo autónomo en 2018, pero pensamos que será muy reducido y en todo caso por debajo de los 10.000. Además, hay que tener en cuenta que más de la mitad de las comunidades autónomas perdieron autónomos ya en 2017”.

En consecuencia, para Landaburu “el trabajo por cuenta propia no despega y cada año es peor que el anterior, con menos crecimiento y mayor rotación”. No obstante, afirma, “habrá que ver los resultados de enero de este año, ya que en la importante pérdida de autónomos de diciembre puede influir el retraso de la decisión del alta ante la ampliación de la duración de la tarifa plana en 2018”.

Según Landaburu, “es necesario que las políticas de apoyo al trabajo por cuenta propia se centren cada vez más en ayudar a consolidar y mejorar la competitividad de las actividades que ya existen, a los que ya son autónomos, y no sólo en fomentar nuevas actividades. Se producen muchas altas, pero hay que trabajar por reducir las bajas”.

Fuente: El Autónomo digital

Leave a Reply